Nueva desinversión de ACS en el negocio de las autopistas. El grupo que preside Florentino Pérez ha anunciado esta tarde ante la CNMV el traspaso de un 75% de su paquete accionarial del 50% en la sociedad concesionaria I-595 Express en Florida (Estados Unidos). El comprador es su socio en el capital de esa infraestructura, el fondo Teachers Insurance and Annuity Association of America (TIAA), y el valor de empresa acordado alcanza los 1.060 Millones.

ACS se ha desprendido, por tanto, de una participación del 37,5% por un total de 397,5 millones si se incluye la parte proporcional de deuda. Las plusvalías, según el comunicado enviado al regulador, alcanzan los 20,5 millones. La española mantendrá una porción del 12.5% en la concesionaria y se queda la labor de la operación diaria de la autopista a través de un contrato de servicios firmado con el comprador.

La I-595 fue la primera carretera en concesión en EE UU bajo el modelo de pago por disponibilidad. El proyecto inicial consistió en la remodelación de un tramo de 17 kilómetros de esta infraestructura situada al sur de Florida. Entre las mejoras figuró la puesta en marcha de un sistema de carriles de peaje reversibles contruidos en la antigua mediana. Las obras se llevaron cinco años de plazo, tras lo que arrancó, en marzo de 2014, el periodo de explotación.

ACS tiene 16 proyectos en cartera en Norteamérica con una inversión acumulada de 19.000 millones de euros. Entre ellos figuran el metro ligero de Eglinton Crosstown, en Toronto; el puente de Champlain sobre el río San Lorenzo, en Montreal; el nuevo puente Gordie Howe entre las ciudades de Windsor y Detroit; la autopista SH 288 de Texas, y el tren de pasajeros LAX APM en el aeropuerto de Los Ángeles.

Fuente: Cinco Días